Panorama Político Salteño
Cambios

Se acabó el tiempo de Juan José Esteban: la salud en las calles pide por su cabeza

Carismático como pocos funcionarios, aunque también soberbio como muchos de ellos, el doctor Juan José Esteban, el ministro, ya cumplió con su ciclo de vida útil al frente de su cartera. (Dibujo: NOVA)

Pensó que "la tenía atada" y se le dio vuelta la tortilla. Aquel que fue aclamado por la crítica en medio del primer pico trágico de la pandemia allá por el 2020, hoy es defenestrado por sus pares, los "héroes", quienes imploran por un cambio en la conducción del Ministerio de Salud.

Carismático como pocos funcionarios, aunque también soberbio como muchos de ellos, el doctor Juan José Esteban, el ministro, ya cumplió con su ciclo de vida útil al frente de su cartera y deberá abandonar la Casa de Gobierno antes de que un estallido social lo obligue a escapar por la ventana.

Sí que fueron difíciles las últimas cuatro semanas en materia sanitaria. Hospitales colapsados por virus y bacterias que te envían al baño más veces que Vittone con Manaos, cortes de rutas por falta de médicos en el norte y, para rematar, un paro de médicos y marchas del resto de profesionales que integran el equipo sanitario de la provincia, con bioquímicos, neonatólogos, técnicos, pediatras, kinesiólogos, obstetras, clínicos, mantenimiento, enfermeros y hasta los perritos que duermen en las guardias cortando las calles del centro.

La salud en Salta nunca se vio tan comprometida desde la llegada de la pandemia, cuando muchos hospitales dejaron de recibir pacientes, para dedicarse de lleno al covid. Médicos de todas las especialidades reclamando por el artículo 21 que los denigra como empleados rasos de salud, pidiendo al ministro que interceda ya que lo que ganan en guardias se lo consume el impuesto a las ganancias, y una actualización salarial por la inflación y la inacción de los gremios.

Por otro lado los "no médicos", que también reclaman una actualización salarial, que el pago de los ítems en negro se reflejen en el básico, insumos, estructuras dignas y ambulancias.

Todos tienen algo en común, todos. El reproche hacia el ministro por la inacción y la falta de voluntad para abrir un canal de diálogo entre los que fueron llamados "héroes de la pandemia" cuando estaban en la famosa "primera línea" o en las "trincheras", para los que les gusta romantizar las guardias sanitarias. Esteban se durmió en los laureles. Ya no habla con los médicos; y si responde ni siquiera promete gestionar algún tipo de solución.

Los profesionales de la salud ya están hartos de tanto destrato por parte del ministro, que ni siquiera apuntan contra la gestión provincial, directamente culpan a Esteban de ser él quien no se compromete a brindar las soluciones que impactarán en todos y cada uno de los salteños que deben recurrir a hospitales y centros de salud públicos para atenderse.

Por este motivo, y a modo de ultimátum, enviaron un mensaje al ejecutivo provincial durante estos días. De no haber solución a sus petitorios, lo que realmente se traduce a que al menos escuchen los reclamos y se comprometan a gestionar una salida aunque a posterior no lo hagan; las medidas de fuerzas serán totales, llegando a afectar directamente la cantidad de atenciones diarias en áreas críticas y especialidades si es que Juan José Esteban, solamente él, no da un paso al costado.

Lectores: 1744

Envianos tu comentario