Panorama Político Salteño
escracho

Manteros, los títeres de Miguel para boicotear a Bettina en la "muni"

Desde fines del 2020, Miguel Isa se encargó de mandarle algunos mensajes no tan ocultos a la intendenta capitalina. (Dibujo: NOVA)

Los trabajadores de la informalidad volvieron a manifestarse en la ciudad y algunos hasta tenían pancartas pidiendo por la vuelta del ex intendente. Esta vez, si bien no destrozaron ninguna instalación, atacaron salvajemente a un grupo de policías y, afirmaron desde la fuerza, que una agente fue golpeada al grado de perder la conciencia. Fuentes de inteligencia afirmaron que, debido al infiltrado que estuvo aportando datos a cambio de que los azules no le cobraran el certificado de residencia para el certificado de buena conducta, el que está detrás de todos estos iracundos vendedores ambulantes sería el ex vicegobernador quien, a través de varios gestos anteriores, ya intentó hacerle pasar malos momentos a la actual intendenta, Bettina Romero.

No hizo falta tampoco mucha inteligencia, algunos fueron tan obvios que hasta pancartas pidiendo por el ex jefe comunal exhibían como aquellas con reclamos. “Volvé Isa” o “Isa nos dejaba trabajar” fueron algunos de las frases que pudieron divisarse en el Centro Cívico Municipal, a donde los vendedores ambulantes de las peatonales volvieron a presentarse tras los violentos reclamos de hace un mes en donde hubo destrozos, detenidos e imputados tras tener de rehenes por varias horas a los trabajadores. Esos mismos empleados comunales, asustados, el jueves pasaron momentos de angustia ante la marcha que, por suerte, al menos ahí se llevó a cabo con tranquilidad.

Pero la historia en el Centro de la Ciudad no fue la misma. Cerca del mediodía del jueves, los manifestantes expresaron su descontento con algunos efectivos policiales que intentaban impedir que el reclamo se torne violento como el anterior. Desgraciadamente para los protectores de la ley y el orden, todo se desordenó y algunos terminaron con varios golpes propinados por los ambulantes que, al ver que llegaban refuerzos a la zona y los de Infantería no son necesariamente amables a la hora de realizar algún despeje, decidieron escabullirse del lugar, tomando distintos rumbos y esparciéndose por las peatonales.

Desde fines del 2020, Miguel Isa se encargó de mandarle algunos mensajes no tan ocultos a la intendenta capitalina, tal vez como advertencia que sus ganas de volver al sillón del edificio que él mandó a comprar (o alquilar) estaban más latentes que nunca luego de su fallido intento de usurparle a Juan Manuel Urtubey el del Grand Bourg. Para el Día del Empleado Municipal en noviembre, el ex vicegobernador grabó un video en donde saludaba a la familia comunal tras su pasó por 12 años. Al finalizar el mismo, se lo escuchó decir “pronto estaré con ustedes”, dejando entrever su verdadera ambición.

Semanas más tarde, y en medio del nerviosismo que causan las fiestas de fin de año como navidad o año nuevo, el propio Miguel reapareció en el Centro Cívico Municipal con algunos budines, pan de navidad y vinos de la bodega de su ahora “amiguis” Mario Ernesto Peña. En una cajita de madera muy coqueta fiel al estilo del “padrino” de los medios de comunicación, venía una tarjeta con las salutaciones del hombre barba candado y la misma frase que dijo en un video, ahora estampada: “Pronto estaré con ustedes”.

Sin dudas uno de los mayores operadores políticos de la provincia en los últimos años, quien solamente se presentó en 2019 para molestar lo más que se pueda a su enemigo íntimo Sergio “El Oso” Leavy que aspiraba al cargo que hoy tiene Gustavo Sáenz, va en busca de la municipalidad y, según manifestaron allegados al propio candidato a concejal, sus métodos no siempre son los más correctos; por eso les paga bastante a los de la batucada que van a cada marcha. Eso dicen las malas lenguas.

Lectores: 486

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: