Política
Viajando en el avión sanitario

Con la provincia fundida y al borde de las inundaciones, el gobernador se habría tomado unos días en Pinamar

El gobernador Gustavo Sáenz vacacionaría en Pinamar, utilizando el avión sanitario.
El detalle del vuelo de Sáenz.
El detalle del vuelo de Sáenz.
El viaje a Pinamar rememoró aquel encuentro del gobernador con el falso abogado Marcelo D'Alessio y el fiscal Carlos Stornelli.

Los rumores corren rápido y la gente está cansada, la indignación se mueve en tiempo real. Este martes por la mañana, temprano, comenzó a difundirse en redes que el avión de la provincia habría partido con destino a Pinamar, transportando al gobernador Gustavo Sáenz y a un hijo de éste con su respectiva pareja.

La información que pudo constatar NOVA está relacionada con movimientos de uno de los aviones oficiales del Gobierno de la provincia de Salta. Se trata del LearJet matrícula LV-BXD, que realizó un vuelo este lunes con destino al aeropuerto de San Fernando, en la provincia de Buenos Aires, partiendo a las 10:20 de la mañana y despegando de regreso a Salta a las 02:08 de la tarde, arribando así a la provincia a las 15:52.

El suceso carecería de validez si la situación fuera normal, pero no lo es. Con el fantasma de un rebrote de casos de coronavirus que retrotraiga las medidas nacionales y provinciales de momento a otro, y sumado a la precariedad alimenticia que se vive en el norte provincial, con casos de desnutrición y deshidratación cotidianos, no es agradable que trasciendan estos temas.

El uso de los aviones sanitarios con fines recreativos no es algo nuevo. Lamentablemente es una actividad que fue cultivada por los gobernantes argentinos a lo largo y ancho del país, y aparentemente Sáenz no sería un dirigente que haga la diferencia.

El rumor de que el gobernador se desplazó con destino a Pinamar y en compañía de uno de sus hijos y la novia de este, surgió desde fuentes dentro del mismo aeropuerto. A Gustavo Sáenz le gusta vacacionar en Pinamar, además, es destacable recordar que él mismo supo vivir un episodio turbio cuando se publicó un informe acompañado de una investigación que lo relacionaba con el cobro de coimas. Sáenz junto a Marcelo D'Alessio y el fiscal Carlos Stornelli fueron fotografiados en un desayuno en la ciudad balnearia. Presuntamente, según denunció Horacio Vervitsky desde su página web, en esa reunión se acordó la coima que luego el abogado D'Alessio le pidió al empresario Pedro Etchebest. El gobernador salteño aparece en la fotografía difundida en ese entonces por Verbitsky en su web en su momento.

Lo que Sáenz olvida

Las fuertes lluvias caídas en el norte argentino y sur de Bolivia en los últimos días, dejan a los ríos del norte de Salta al borde de superar sus márgenes. Todos los indicios apuntan a que este será un año con severas inundaciones, las mismas castigarán justo en el centro de la zona que comprende al área denominada como de “Emergencia Sociosanitaria”, es decir, el epicentro de la desnutrición y los casos mortales de deshidratación por mala calidad de agua.

Sin un plan sostenible real y con más anuncios que obras, la zona se encuentra complicada, ese será uno de los ítems delicados del gobierno saencista durante este inicio de año. Un punto débil de la provincia que, a pesar de ser histórico, otra vez se dejó de lado. Todo quedó en meros anuncios y la poca ayuda que llega a zona es la que provee el Gobierno nacional mediante el Ejército y el Ministerio de Desarrollo Social a cargo de Daniel Arroyo.

Y así, con la provincia a milímetros del caos y con el posible regreso a fase uno de momento a otro, con el humor popular por el piso debido a la pobreza y el miedo a perderlo todo, el gobernador Gustavo Sáenz vacacionaría en Pinamar, utilizando el avión sanitario.

 

Lectores: 678

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: